Realizar Pregunta

Cómo Mejorar la Narrativa de tu Blog de Negocios

A todos nos encanta una buena historia que nos mantenga enganchados desde el principio hasta el final. La narrativa es una gran técnica en el panorama de los negocios que te puede ayudar a conectar con tu público. Pero, en el abarrotado Internet de hoy en día, ¿cómo puedes evitar perderte en el mar de blogueros intrascendentes? Sigue leyendo para descubrir cómo hacer que la narrativa de tu blog de negocios destaque de las demás.

Define tu buyer persona

Lo primero es lo primero, antes de empezar a escribir tus historias, necesitas asegurarte de que entiendes a quién le estás escribiendo. Para escribir una historia cautivadora y entretenida, necesitas comprender perfectamente a tus lectores.

Si no quieres ser uno más de esos blogueros insignificantes que no consiguen captar a su público, entonces tienes que saber a quiénes les estás escribiendo y qué les gustaría que les contases.

Comienza haciendo unas investigaciones sobre tu público objetivo para comprender qué tipo de buyer persona leerá o escuchará tus historias.

Usa ilustraciones

Las imágenes tienen el poder de decir mil palabras, y esto puede ayudarte a hacer tu historia más cautivadora y entretenida. Empezar tu historia con una imagen o un vídeo puede ayudar a tus lectores a hacerse una imagen mental de las cosas de las que vas a hablar.

Expertos médicos han demostrado que las imágenes pueden hacer que el cerebro humano entienda y retenga información 60.000 veces más rápido que el texto escrito. Así, incluso si estás contando tu historia a través de un blog escrito, incorporar una imagen o dos puede favorecer a que captes a tu público mucho más rápido.

Dependiendo de lo que vaya a ir tu historia, puedes añadir una imagen o un objeto, una persona, o un lugar. Las ilustraciones incorporadas en tu historia harán que tus lectores se sumerjan en tus palabras e incluso comenzarán a sentir que forman parte de tu historia.

Sé el personaje principal de tu historia

No hay nadie que pueda contar tus historias mejor que tú. Tú sabes exactamente lo que has visto, sentido y experimentado en las historias que estás compartiendo. Y si eres tú el que convierte estas emociones en palabras, tus historias conectarán con tu público mil veces mejor. 

No importa qué producto o tipo de servicio quieras promocionar a tu público objetivo, hazlo compartiendo tus propias experiencias con ello. Por ejemplo, si aspiras a que tus lectores sientan empatía, puedes compartir tu historia sobre lo mucho que has sufrido con los comienzos de tu empresa. Por ejemplo, puedes contarles a tus lectores lo difícil que fue al principio ganar más seguidores pero cómo ahora has conseguido superar este desafío, y de 20 lectores al mes que tenías, ahora tienes miles de lectores que siguen tu blog.

Si consigues transferir tus emociones a tu artículo, es más probable que tus lectores comiencen a sentir empatía y a conectar contigo al instante. También has de tener en cuenta que uno de los principales beneficios de la narrativa es el hecho de que añade credibilidad, por lo que una historia auténtica sobre tus experiencias te ayudará a ganarte los corazones de tu público. 

Céntrate más en describir la experiencia humana

Una de las técnicas de narrativa más poderosas consiste en centrarse más en describir la experiencia humana que en el tema del que estás hablando. Esta es la mejor manera de enganchar a tus lectores y hacer que permanezcan conectados con tu historia desde el principio hasta el final.

Cuando una historia se centra demasiado en el tema que describe, es muy probable que se transforme en un blog informativo o descriptivo. Convertir al humano en la parte central de tu historia llevará a una conexión instantánea con tus lectores, puesto que hará el público piense sobre cómo reaccionarían o se sentirían si ellos fueran los protagonistas de la historia.

Melanie Sovann, redactora sénior en GrabMyEssay y editora de contenido en Studicus y Trust My Paper explica que “centrarse en la experiencia humana significa describir las acciones de los personajes y qué les motiva, junto a sus sentimientos, emociones y pensamientos, algo con lo que cualquier lector se puede identificar’’.

Hay tres elementos que pueden hacer una buena historia, y todos ellos giran en torno a la experiencia humana:

Personaje- toda historia tiene que tener un personaje con el que el público se pueda identificar;

Desafío- compartir cómo has conseguido superar desafíos puede generar empatía en tu público;

Determinación- el final de la historia no solo debería concluir tus anteriores palabras, sino también dejar a tus lectores con una llamada de atención.

Incorpora lo que hace una buena historia

¿Te acuerdas de aquella vez que esa persona compartió una historia contigo? ¿Fue divertido o aburrido? ¿Fue muy largo o muy corto? ¿Lo memorizaste porque te gustó mucho? Considera las respuestas a estas preguntas para obtener una idea de lo que hace una buena historia.

Si necesitas algunas pistas, una buena historia tiene que tener unos cuantos elementos que la hagan buena para tu público. En primer lugar, la regla de oro de la estrategia narrativa es captar el interés de tu público con historias graciosas. Si leer tu blog no le resulta entretenido a tu público, es bastante improbable que vuelvan a tu blog en el futuro.

En segundo lugar, una buena historia es una historia educativa. Si no hay una idea o una lección que sacar de tu historia, se trata de otro contenido promocional que tu público no recordará por mucho tiempo.

Y por último, pero no menos importante, una historia debe ser fácil de leer y organizada. Hacer una historia legible implica conocer a tu público a la perfección para ser capaz de dirigirte a él con un lenguaje que entiendan con total seguridad. Para asegurarte de que tu historia es comprensible y de que no dejarás a tus lectores confundidos, léela por ti mismo después de terminar de escribirla o pide una o dos opiniones antes de colgarla en tu blog.

Elige un título pegadizo

Un aspecto crucial que puede ayudar a la narrativa de tu blog de negocios a destacar entre los demás es elegir títulos que llamen su atención. Necesitas tener en cuenta que solo tienes unos pocos segundos para llamar la atención de los usuarios de Internet antes de que se desplacen hacia abajo a otros resultados de Búsqueda de Google. Y no hay mejor manera de hacer crecer el interés en ellos que tener un título que les haga pensar que tu historia se merece ser leída.

Una de las mejores formas de llamar su atención es hacer que se pregunten sobre algo mientras les dices que la respuesta a la pregunta estará en tu historia. Haz que tu título comience con palabras de curiosidad o una pregunta que les haga sentir que se estarán perdiendo algo importante si no leen tu historia. Gracias a las innovaciones tecnológicas, no tienes que pasar mucho tiempo eligiendo un título para tu historia. Puedes usar un sistema de redacción por IA que te dará numerosas sugerencias sobre títulos pegadizos.

Pregunta a tus lectores por sus historias

Ahora que tus lectores han sido cautivados por tu historia y la leen de principio a fin, es hora de que interactúes un poco más con ellos en tu post. Ahora, es momento de que les ofrezcas la oportunidad de que ellos también compartan sus historias contigo.

Al final de cada uno de tus posts, acostúmbrate a decirles a tus lectores que compartan sus opiniones o historias en los comentarios o a través de correo electrónico. Esto será prueba de un auténtico interés en la interacción con tu público.

No hay nada mejor que la narrativa a la hora de crear una auténtica conexión con otros seres humanos. No importa lo que estés promocionando, ya sea un producto o un servicio, usar la narrativa es una muy buena manera de ganarte tanto los corazones como las mentes de tu público y envolverles con tu marca.

1 calificacion(es)

Califica esta pregunta